Sorprendentes resultados - la detección del cáncer de ovario no salva vidas y no todos los cánceres de ovario matan o necesitan tratamiento

7:03:00 PM Rodolfo Villamizar 0 Comments

Thursday, June 09, 2011 by: S. L. Baker, features writer

No podemos negar que el cáncer de ovario es una enfermedad terrible. Un tumor maligno sigiloso a menudo es diagnosticado como una indigestión y cuando el cáncer de ovario es descubierto por el médico, la enfermedad ha podido haberse diseminado ampliamente. Según el National Institutes of Health, el cáncer de ovario es el quinto cáncer más común entre las mujeres y causa más muertes que cualquier otro tipo de cáncer del sistema reproductor femenino.

Por lo que potencialmente podría salvar la vida de mujeres mayores de 55 años - el grupo de edad que a menudo sufre de esta forma de cáncer - examinadas periódicamente por esta enfermedad con la ecografía transvaginal y la prueba de sangre que mide el cáncer de suero antígeno 125 (CA-125).

Se trata de exámenes de alto costo, pero si estos pudieran salvar la vida de mujeres encontrando los tumores malignos de ovario a tiempo, sin duda valdria la pena. Después de todo, estas pruebas de detección deben salvar innumerables vidas.

Desafortunadamente, según una nueva investigación dirigida por S. Saundra Buys, MD, de la Universidad de Utah Health Sciences Center, Salt Lake City, esa suposición es incorrecta. Es más, las pruebas pueden conducir a intervenciones quirúrgicas innecesarias y las complicaciones graves en mujeres que en realidad no tienen nigunt tipo de cáncer.

Sin embargo, el estudio condujo a otra sorprendente y positiva conclusión. Resulto que no todos los cánceres de ovario podrian ser mortales e incluso no necesitarian tratamiento.

Para el estudio, que se publicó el pasado 08 de junio en el JAMA (Journal of the American Medical Association), el Dr. Buys y su equipo investigaron estudios de casi 80.000 mujeres para comparar los resultados entre las mujeres que recibieron atención médica estándar sin ninguna prueba específica para el cáncer de ovario, a menos que se manifiestaran síntomas, y los que recibieron exámenes regulares de cáncer de ovario. Los resultados no mostraron un menor riesgo de muerte por cáncer de ovario en aquellas mujeres que fueron tratadas agresivamente para detectar la enfermedad en comparación con las mujeres que recibieron la atención habitual.
Sin embargo, el estudio reveló una gran diferencia entre los resultados en la salud de las mujeres en los dos grupos. Quienes recibieron examenes de detección de cáncer tuvieron un alarmante aumento en procedimientos médicos invasivos y los daños asociados como consecuencia de estos examenes de detección.
En total, 3.285 mujeres obtuvieron unos resultados con falsos positivos. Y de estas, más de 1.000 mujeres se sometieron a cirugía (32,9 les removieron los ovarios como parte del proceso diagnósticado). Entre estas 1.080 mujeres, 163 (15 por ciento) experimentaron un total de 222 complicaciones mayores diferentes.

En conclusion: el equipo de investigación concluyó que en el momento no hay pruebas de ensayos clínicos para apoyar los exámenes regulares de cáncer de ovario. Los autores del estudio también indican que incluso un programa de optimización de la revisión anual puede ser insuficiente para detectar el cáncer lo suficientemente temprano para evitar muertes.

"La evidencia de modelos sugieren que los cánceres agresivos progresar rápidamente a través de las primeras etapas, lo que limita la capacidad de detectar estos cánceres con proyección a un año", declaró que en el documento. "Concluimos que la prueba anual de cáncer de ovario ... simultánea con CA-125 y la ecografía transvaginal no reduce la mortalidad específica de la enfermedad en mujeres con riesgo promedio de cáncer de ovario, pero si incrementa procedimientos médicos invasivos y los daños asociados".

Y los investigadores terminaron con esta sorprendente noticia. Al parecer, no todos los cánceres de ovario detectados son mortales e incluso no necesitan tratamiento: "Por el contrario, los cánceres de ovario se diagnostica más en el grupo de revisión que en el grupo de atención habitual (212 vs 176),
sugiriendo que algunos de los cánceres adicionales detectados en los exámenes no fueron clínicamente importantes y, si no se hubieran detectado puede que nunca hubieran causado ningún síntoma o afectado a las mujeres en su vida (es decir, sobrediagnóstico). "
Para obtener más información:
http://jama.ama-assn.org/

Tambien podria gustarte:

0 comments :